Dos mujeres, las ganadoras del Premio Nóbel de Química 2020

Emmanuelle Charpentier y Jennifer Doudna recibieron el Premio Nóbel de Química 2020.

“Charpentier y Jennifer A. Doudna han descubierto una de las herramientas más afiladas de la tecnología genética: las tijeras genéticas CRISPR / Cas9. Con estos, los investigadores pueden cambiar el ADN de animales, plantas y microorganismos con una precisión extremadamente alta. Esta tecnología ha tenido un impacto revolucionario en las ciencias de la vida, está contribuyendo a nuevas terapias contra el cáncer y puede hacer realidad el sueño de curar enfermedades hereditarias”, dice parte del texto que la Academia Sueca de Ciencias y Artes publicó en su sitio web.

Gracias al descubrimiento de ambas investigadoras, se han desarrollado importantes cultivos para combatir el moho, las plagas y la sequía. Además, su hallazgo se expandió hacia ramas como la medicina, como el avance en los estudios del cáncer y la posibilidad de curar enfermedades hereditarias.

Un descubrimiento por “error”

Charpentier estudiaba la bacteria Streptococcus pyogenes, cuando descubrió una molécula previamente desconocida, el ARNtracr. Esta molécula es parte del antiguo sistema inmunológico de las bacterias, CRISPR / Cas, que desarma los virus al escindir su ADN.

Síguenos en nuestras redes sociales:

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*